Valles Centrales Mas Leidos

Mercado de Tlacolula

Mercado de Tlacolula

Mercado de Tlacolula

Aunque la agricultura y el maíz se "inventaron" en el sexto milenio antes de la era cristiana, los especialistas sitúan la aparición de la cultura olmeca llamada la cultura madre mil quinientos años a.C. Es curioso que en varios milenios esta civilización llegara a lograr asombrosos descubrimientos científicos y sin embargo, aparecerán las primeras formas de instrumentos de cambio o monedas, en los últimos cien años antes de la llegada de los europeos. Lo que demuestra que esta civilización no fundamentó su desarrollo en el aspecto económico, el atesoramiento y menos en la propiedad privada.

Leer Más

LOS BARRIOS DE OAXACA

LOS BARRIOS DE OAXACA

La cultura popular de la Ciudad de Oaxaca, hunde sus raíces en el tiempo, fundiendo tradiciones de origen ancestral de estirpe mesoamericana, con la cultura Occidental. Las fiestas de los templos y los barrios, con sus calendas y convites, evocan en su conjunto, la fuerza espiritual de un pueblo que se nos revela místico y mágico en la concepción del mundo y la vida.

Leer Más

MUSEO DE SITIO CASA JUÁREZ

MUSEO DE SITIO CASA JUÁREZ

MUSEO DE SITIO CASA JUÁREZ

Presidente Benito Juárez para todos los oaxaqueños es de primer orden, toda vez que su origen indígena, su impresionante ascenso en una sociedad clasista y racista, pues de ser un niño indígena huérfano, llego a ser el gobernador del estado y Presidente de la República, sigue siendo un digno ejemplo para muchos jóvenes.

Leer Más

Santiago Apóstol Matatlán

Santiago Apóstol Matatlán

Santiago Apóstol Matatlán

Los Valles de Oaxaca son un remanso entre el mar de montañas que conforman la parte central del estado. En el Distrito de Tlacolula existe uno de centros neurológicos de en la producción de una de las bebidas más antiguas del mundo, el mezcal.

Leer Más

MUSEO REGIONAL DE VILLAHER MOSA TABASCO CARLOS PELLICER CÁMARA

MUSEO REGIONAL DE VILLAHER MOSA TABASCO CARLOS PELLICER CÁMARA

La riqueza cultural de Oaxaca es inconmensurable y se puede apreciar en muchos museos de México y el mundo. Este es el caso del Museo Regional de Villa Hermosa, que contiene gran parte de la colección particular del gran poeta Carlos Pellicer. En efecto, Pellicer fue adquiriendo a lo largo de su fructífera vida, piezas de los Viejos Abuelos oaxaqueños y las rescató, seguramente, de la voracidad de los coleccionistas extranjeros, por lo que hoy tenemos la oportunidad de poder apreciarlas en Villa Hermosa, Tabasco, en un majestuoso museo al lado de maravillosas piezas de otras culturas del Anáhuac.

Leer Más

La Noche de Rábanos


Escrito por Guillermo el .

 

Entre el rosario de fiestas y tradiciones con que cuenta la Ciudad de Oaxaca, una de las más características es la famosa Noche de Rábanos, tradición que tiene más de un siglo de estar viva en el corazón de los oaxaqueños y que forma parte de las Fiestas Decembrinas. 

En efecto, el 23 de diciembre de cada año las manos mágicas y los espíritus sensibles de los artistas oaxaqueños, dejan correr su imaginación para transformar a los rábanos en verdaderas obras de arte. Con el tiempo a esta fiesta se ha invitado a la hoja de maíz o “totomoztle” y a las flores secas llamadas “siempre vivas” o Flor Inmortal, con las cuales se han creado dos categorías más, que hacen de la exposición una gala de destreza, creatividad e ingenio.

Los orígenes de esta fiesta se remontan a 1897, cuando en la parte Sur de la ciudad existían muchas huertas. Este lugar se le conocía como “Trinidad de las Huertas” y de ahí se surtía a la ciudad. En aquellos tiempos el Río Atoyac tenía mayor caudal y era una zona muy fértil.

Para incentivar a los horticultores las autoridades municipales iniciaron este concurso en el llamado “Mercado de la Vigilia de la Noche Buena”, el 23 de diciembre. La fiesta rápidamente se integró al calendario oaxaqueño y al pasar de los años se ha vuelto toda una tradición. A más de un siglo, ya no existen los hortelanos, pero la tradición continúa. En la actualidad existe una categoría infantil de modo que se garantiza a futuro mantener la tradición.

La tradición nos señala que a medio día se empiezan a instalar los concursantes alrededor del zócalo de la ciudad. Para tal efecto, ya se han dispuesto con antelación unas mesas corridas para la exposición de las piezas. La exposición se organiza por secciones y categorías para el público, que desde muy temprano empieza a abarrotar el zócalo.

Una rampa bordeará los puestos para que el espectador pueda apreciar mejor las obras maestras y quedan a prudente distancia para no tocarlas. Una barandilla de metal obligará a las personas ha hacer una fila y realizar el recorrido en orden.

A las 17 horas el jurado ya ha deliberado y las autoridades municipales inauguran la exposición. La Noche de Rábanos es una fiesta popular en la que participan desde la gente más humilde hasta los invitados más distinguidos. Es una actividad totalmente popular y una expresión más de la sensibilidad y creatividad de los oaxaqueños.

Los temas son diversos pero todos versan sobre las tradiciones, fiestas, usos y costumbres oaxaqueñas. Esta forma de ser del pueblo oaxaqueño hace que Oaxaca sea la reserva espiritual de México, pues aquí viven todavía las tradiciones y costumbres que a lo largo de los siglos nos han dado “un rostro propio y un corazón verdadero”.

 

Visit lbetting.co.uk how to sing-up at ladbrokes

chocolate la soledad

oro de montealban